quien soy Mi carrera laboral
Trabajos en TV contacto
 

POSTALES DOMINGUERAS (Junio de 2012)
Lo que pareciera ser versus lo que es.

Domingo 3 de junio, Ruta 23, San Miguel, 13.30 horas, con la parentela camino al cumple de Laurita. Cartel a la vera del camino: “Casilla de chapa, 3x3, con techo: 1.100”.

Si me dejara llevar por la ola verde, preguntaría si el precio de esa vivienda está o no en dólares.

Si me dejo llevar por las mayorías, por los menos, por los que cuando protestan no se convocan por Facebook ni por Twitter ni por mail, por esos que cuando reclaman trabajo les mandan carros hidrantes y la Guardia de Infantería para que se respete “el derecho a circular”, por esos que en los informes premiados de la TV aparecen de gorrita y equipo de gimnasia (los sospechosos de siempre), por esos que creen que el concepto de libertad no se agota en poder ir o no al banco, por esos que ríen, celebran su esperanza, se rompen en lomo como albañiles o empleadas domésticas, el fin de semana van a la feria a comprarse a $ 80 la ropa que el modelo, el sistema, los medios, les venden a $ 500 (y les aseguran que en esa prenda está la felicidad misma), por esos que, históricamente, son ninguneados, despreciados, asesinados en vida y en muerte, si me dejo llevar por esos, cruzo los dedos, miro al costado a mi mujer, hacia atrás a mis hijas, y me repito y les repito y me convenzo e intento convencerlas de que tenemos que seguir andando, nomás, con alegría, al lado de esa gente, haciendo lo que podamos, que siempre es poco, hasta que todos tengan su casita de material, su olla llena, su laburo digno, sus hijitos en la escuela, su libertad de ser, no de tener.